28-01-2008

X-MEN MESSIAH COMPLEX


Este miércoles finalizó la saga Messiah Complex que cruza todos los títulos mutantes y es momento de hacer una revisión de uno de los eventos de la Casa de las Ideas que afecta totalmente a los homo superior. Después del saga House of M donde la Scarlet Witch dictaminó el destino de los mutantes, la gran mayoría perdió sus poderes y sólo quedaron 198. Además, para hacer más grave la situación, una enfermedad los atacó convirtiéndolos en una especie en peligro de extinción.

Pero ahora hay una nueva esperanza: el nacimiento de una bebé mutante. Y, como siempre ocurre en una saga de esta índole, todo el mundo quiere hacerse de la recién nacida, todo el mundo tiene planes para ella y los X-Men deben protegerlo a toda costa.

¿DE QUÉ TRATA TODO ESTO?
La señal del nacimiento del primer mutante luego del Día-M lleva a los X-Men a un pueblo de Alaska para llevarse una desagradable sorpresa; el escenario es un desatre producto de la batalla de dos tendencias interesadas en este nacimiento: Los Purificadores, seguidores de William Stryker (¿lo recuerdan de la película X-Men 2?) que quieren matar a todos los mutantes y los Marauders, acólitos de Mr. Sinister que tiene cuentas pendientes con ellos.

De ahí en adelante comienza la intricada búsqueda de la recién nacida entre batallas, asesinatos y sorpresivos encuentros para descubrir, finalmente, que Cable había raptado a la bebé mutante con el objetivo de proteger el futuro. Todo el mundo sale en su busca porque nadie sabe lo impredecible que puede ser Cable cuando está obsesionado con algún evento temporal. Pero otro mutante del futuro, Bishop, tiene otra percepción de este acontecimiento y piensa que la bebé es una amenaza por lo que hará todo lo posible por deshacerse de ella.

Para agregarle más pino a esta empanada mutante, una criatura llamada Predator X está dejando un reguero de sangre asesinando a cuanto mutante se le cruza en el camino por lo que ya van quedando cada vez menos. Varios giros, sorpresas, cambios de bandos, muertes y un descenlace trágico es lo que promete esta saga.

¿Lo habrá logrado?

LO BUENO
La trama es interesante y tiene entre sus guionistas a Ed Brubaker, Peter David y Mike Carey que han logrado conseguir una historia legible y entretenida en algunos números con buenas dosis de acción, drama y giros narrativos.

Desde la saga "Danger" en Astonishing X-Men que se han develado secretos de Charles Xavier que cada vez más lo va dejando en un segundo plano, algo que se refleja con mayor importancia en esta historia ya que como contraparte el liderzago de Scott Summers (Cyclops) es cada vez más notable y respetado.

Le ha hecho bien tener a Emma Frost como pareja, ha sido un gran apoyo en esta maduración del personaje. Toda esta evolución que se puede leer en esta historia viene directamente influenciada por lo realizado anteriormente por Grant Morrison y Joss Whedon.

Otro aporte de esta historia es la nueva formación de X-Force con Wolverine como líder, suena interesante.

LO MALO
Casi siempre los viajes temporales son partícipes de las macrosagas mutantes, es bueno que busquen otra opción narrativa. Lamentable descubrir el pasado de Bishop, su odio y su miedo develan sus reales intereses. Como se puede leer durante esta historia los mutantes nunca tendrán un final feliz, no solo son la amenaza para los homo sapiens. Ahora deben lidiar con la supervivencia de su especie.

LO FEO
Demasiados números, la historia pudo haber sido más consistente con una reducción de episodios. Tantas revistas solo se "justifican" por la gran galería de personajes que se ve involucrados durante toda esta historia
Siempre que uno llega a una saga mutante hay un sinnúmero de nuevos personajes y nuevas formaciones de antiguos grupos que hacen que uno se desoriente lo que perjudica un poco la lectura si no eres un seguidor constante de todos los títulos mutantes.
Los acontecimientos amargos, tristes y/o esperanzadores de esta historia gatillan una nueva saga para los próximos meses, X-Men: Divided We Stand que seguirá por todos los títulos mutantes y lanzará otros nuevos: Cable, X-Force, Young X-Men, o sea, más carne a la parrilla.

Para los que son REALMENTE seguidores de las sagas mutantes, el futuro de los X-Men comienza recién aquí.

No hay comentarios.: